Venezuela - Enero, febrero, marzo 2020

Informe de situación

Estatus del cluster

Logística

Necesidades

La capacidad operacional de los actores humanitarios se ha visto afectada por las limitaciones de movimiento en todo el territorio nacional como respuesta a la pandemia. Estas medidas también han impactado al sector privado y empresas contratadas para manejo, almacenamiento y transporte de carga.

Otros retos para la respuesta humanitaria son las interrupciones de la cadena de suministros registradas a nivel internacional, con restricciones al tráfico aéreo y marítimo, falta de insumos críticos por niveles de demanda que superan la oferta, y un aumento de los precios a nivel internacional y local.

Los socios reportan una necesidad de apoyo para la cadena de suministro, adquisiciones de insumos críticos (medicamentos, equipos médicos), y capacidad de transporte en el interior del país (acceso a combustible para los traslados y las entregas de insumos).

Respuesta

El Clúster sigue su actividad de coordinación y apoyo con el manejo de la información, proporcionando actualizaciones e informes en términos de capacitad logística, restricciones y acceso. Esto incluye lineamientos sobre los servicios de transporte aéreo para carga y pasajeros establecidos por el Programa Mundial de Alimentos en el marco del Plan Global de Respuesta Humanitaria COVID-19.

El fortalecimiento de la coordinación con los actores de salud ha permitido establecer mecanismos de consulta y priorización de insumos críticos para la respuesta COVID-19, y guías para acceder a la plataforma global de suministros manejada por la Organización Mundial de la Salud.

El Clúster de Logística ha apoyado a los socios humanitarios en la compilación de datos y requerimientos y facilitado la organización de vuelos humanitarios a/de Venezuela, en colaboración con los países donantes.

Necesidades no cubiertas

Varias organizaciones no han logrado obtener permisos especiales para seguir la implementación de sus actividades en las comunidades, directamente o a través de sus proveedores, y para garantizar abastecimiento de combustible. Los esfuerzos de abogacía continúan para ampliar la obtención de salvoconductos y asegurar la continuidad de las operaciones humanitarias.

En el marco del Plan Intersectorial de prevención y atención a la COVID-19, las organizaciones han revisado y priorizado sus proyectos y actividades críticas definidas. Esto implica un esfuerzo de replanificación y priorización de los recursos disponibles, en un contexto donde las adquisiciones locales e internacionales se ven retrasadas y los costos operativos han aumentado.

URL:

Descargado el: