Venezuela - Enero, febrero, marzo 2020

Informe de situación

Estatus del cluster

Salud

44.000
Personas beneficiadas con medicamentos

Necesidades

El brote de sarampión se ha controlado progresivamente, pero sigue bajo vigilancia activa en algunos estados. En 2019, hasta el 14 de diciembre, se notificaron 552 casos confirmados de sarampión provenientes de 12 estados y el Distrito Capital con dos defunciones provenientes del estado de Zulia. El último caso confirmado por laboratorio tuvo fecha de inicio de exantema el 11 de agosto de 2019 y era procedente del municipio Guajira, parroquia Alta Guajira, estado Zulia. Durante el mismo periodo de tiempo, se reportaron 139 casos de sarampión en comunidades indígenas, todos del estado de Zulia. En este contexto, es necesario continuar los esfuerzos para la interrupción de la transmisión del brote de sarampión[1].

Según el ministerio de salud, en 2019 hubo una gran falta de recursos para adquirir medicamentos, equipos e insumos. En cuatro años, la mitad de las empresas transnacionales productoras de medicamentos se retiraron del país y hasta el 25 por ciento del talento humano migró del sector público al privado o se fue al exterior. Adicionalmente, por producto de la hiperinflación, se incrementaron costos para todos los materiales administrativos, repuestos, bombillas, equipos, ambulancias, insumos en general. Se sumó además el retiro de empresas privadas que prestaban servicios de laboratorio a los hospitales desde hace 30 años. Por el apagón eléctrico, en marzo de 2019, más del 30 por ciento de equipos médicos sufrieron averías, sin que hasta la fecha hayan logrado repararlos al 100 por ciento[1]

Respuesta

En Distrito Capital y los estados de Anzoátegui, Apure, Bolívar, Miranda y Táchira, entre octubre y diciembre de 2019, cerca de 40.000 personas recibieron atención en salud sexual y reproductiva, incluyendo el diagnóstico y tratamiento de personas con VIH/Sida y sífilis o malaria.

En diciembre de 2019, 130 establecimientos de salud y un estimado[1] de 44.000 personas recibieron medicamentos e insumos en 12 estados y en el Distrito Capital.

En diciembre de 2019, más de 5.000 personas se beneficiaron de actividades de promoción de salud y acciones de prevención de enfermedades en Distrito Capital y los estados de Anzoátegui, Bolívar, Miranda, Táchira y Trujillo.

En diciembre de 2019, 362 profesionales de salud fueron capacitados en aproximación al enfoque de género, manejo clínico de Violencia Sexual, higiene hospitalaria, y gestión de riesgo en emergencias, electrocardiografía básica, reanimación cardiopulmonar básica, en Distrito Capital y los estados Anzoátegui, Apure, Bolívar, Miranda y Táchira.

Necesidades no cubiertas

Es necesario apoyar la campaña de vacunación en zonas susceptible a fiebre amarilla y continuar con los esfuerzos para la interrupción de la transmisión del brote de sarampión y el control de casos de difteria en los estados priorizados, siendo imperativo realizar más esfuerzos para recaudar fondos para la adquisición y distribución de vacunas para garantizar la continuidad del programa de rutina.

Es necesario continuar brindando apoyo de tal manera que se pueda mantener la capacidad operativa de los establecimientos de salud, con un suministro continuo de medicamentos e insumos y la provisión continua de servicios esenciales (agua, electricidad, eliminación de residuos sanitarios).

Es necesario fortalecer las acciones de detección temprana, atención oportuna y vigilancia epidemiológica de enfermedades transmitidas por vectores, especialmente en grupos vulnerables (gestantes, población indígena, etc.).

La educación continuada y la migración de personal sanitario continúan siendo un reto para la transferencia de conocimiento y fortalecimiento de capacidades del recurso humano en salud.

Es necesario mantener la gestión de la información y los datos sanitarios clave que faciliten la realización de evaluaciones adecuadas y sirva para orientar el apoyo que se brinda a los establecimientos de salud de todo el país.

La continua escasez de combustible en muchas áreas del país está afectando directamente la logística de la respuesta de salud.

URL:

Descargado el: